Un país para todos

Apropiaciones que minaron nuestro potencial agosto 21, 2012

Filed under: Uncategorized — unpaisparatodos @ 8:44 pm
Tags: , , , , ,

Global Financial Integrity, señala que, al igual que en América Latina, en África los flujos ilícitos entre 1970 y 2008 fueron enormes: sumaron 854.000 millones de dólares (¡y siguen creciendo al 11% anual!); esta cifra permitiría eliminar toda la deuda externa de África y dedicar los 600.000 millones restantes a aliviar la pobreza y promover el desarrollo.

Tan enorme atraco realizado en connivencia con socios locales, beneficiados a costa de sus compatriotas, contribuyó y sigue contribuyendo a generar la difícil situación de rezago socioeconómico y desarticulación institucional que pesa sobre las sociedades del Hemisferio Sur. Sólo hipócritas o desinformados podrían entonces sorprenderse que los países saqueados no pudieran retener a sus propias poblaciones.

Fueron múltiples los mecanismos que se utilizaron para drenar recursos del Hemisferio Sur. Los más significativos se relacionan con el comercio internacional y la explotación de recursos naturales como petróleo, cobre, oro, plata, litio, bosques, entre muchos otros.

En la época colonial, la dominación militar hizo posible extraer recursos naturales sin compensación alguna. El valor de lo extraído fue el sustento del funcionamiento de las metrópolis de ese traumático período histórico. A partir de la progresiva independencia de las colonias, el proceso de extracción de excedentes se mantuvo mediante las condiciones que grandes corporaciones internacionales impusieron a los nuevos países: muy bajas regalías, exenciones tributarias, laxa regulación ambiental y de condiciones de trabajo, provisión sin costo de infraestructura de puertos y vías, entre otras. Esta dinámica se mantiene aunque adaptada a las circunstancias institucionales de los tiempos que corren.

De este modo, por décadas y no años se extrajeron excedentes debilitando a países al impedir su capitalización mientras que, al mismo tiempo, esos recursos robustecían a los países centrales. Muy distinto hubiese sido el resultado si esa inmensa masa de recursos hubiese permanecido en el Hemisferio Sur y hubiese sido aplicada para financiar su desarrollo.
.

Roberto Sansón Mizrahi
© copyright Opinión Sur, 2012
http://www.opinionsur.org.ar

Anuncios